Seguidores

domingo, 16 de enero de 2011

Caos.

A veces sólo hace falta subir a un avión, o hacer uno de esos interminables viajes en autobús, en los que luego no te puedes levantar porque te duelen las piernas. Luego te despiertas y te das cuenta de que tu cabeza está completamente despejada, y de que todo lo demás, se ha ido quedando en cada uno de los kilómetros que hicieron falta para llegar. 

6 comentarios:

DANI dijo...

Renovarse es vivir, como sea, pero renovarse...

Besos viajeros

PD: "Cuidao" con las vias, son traicioneras!!! :))

Noor dijo...

A mi me gustaría dejar atrás, en los kilómetros recorridos parte de mi vida que ya no necesito.
Un beso preciosa :)

HeadOverHeels dijo...

Es el dolor de espalda más claro, el más sanandor jeje :)
Me encantan estos trocitos, y los vijaes, claro.

Ania Alonso dijo...

qué guapa Laura!ª
y cuanta razóN!
Muakk

eugenialejos dijo...

muy guapos en la foto!!

Miss Vich. dijo...

ooh me gusta lo que has escrito ^^
Y las fotos de tu blog son preciosas. Te sigo, pasate por mi blog, comenta y sígueme :$

besitos !

http://giveyouidiot.blogspot.com